Date a conocer aquí a los demás

ATENCIÓN - Tienes que ser miembro de Amigosdelamili.com para poder participar y escribir con los demás.

PINCHA AQUÍ Y ÚNETE YA A Amigosdelamili.com

Comentarios

  • Buenas tardes,

    Soy del reemplazo de 1972, 2º llamamiento (abril).

    Probablemente yo no habría buscado voluntariamente ser Cabo, por aquello de que "en la mili no se sale voluntario ni  a comer chuletas". Pero en el C.I.R. nº 1 (Colmenar), siendo recluta, me sacaron para la primera parte del curso, de modo que no me quedó otra opción. Tras los tres meses de instrucción,  ya destinado en la Agrupación Obrera y Topográfica, completé la formación y me dieron los galones que, por cierto, eran de color azul y no rojos, como los de todo el mundo. Los cabos azules eran una peculiaridad de mi Unidad dentro del Ejército de Tierra, que se añadía al hecho de llevar, en vez de rombos, una estrella plateada de cinco puntas, con la que algunos ingenuos querían vacilar a compañeros de otros cuerpos, lo que raras veces "colaba" (Con que Subteniente, ¿eh? ¡Ja, ja ja!, era la respuesta habitual).

    En la época en que yo hice la "mili", la Agrupación estaba en un edificio dentro del recinto del Ministerio del Ejército, en Cibeles, entrando por la Calle de Prim. Las guardias "de verdad" las hacía el Batallón de Infantería de dicho Ministerio, y nuestros Servicios de Armas eran bastante más simples: Servicio de Puertas, Vigilancia y Retén en nuestro edificio y su entorno, de modo que el fusil sólo lo sacábamos por la noche.

    La excepción era una quincena que, por turnos, cumplíamos en un destacamento que había en Aranjuez, el "Destacamento Almansa", donde se almacenaban los mapas producidos por el Servicio Geográfico del Ejército. Allí sí hacíamos auténticos servicios de Guardia de Prevención, con la peculiaridad de que no había Oficial ni Suboficial de Guardia: el comandante era el Cabo. Íbamos dos Escuadras  y tres Cabos, al mando de un Cabo 1º que no participaba en las guardias. Allí había permanentemente una tercera escuadra formada por soldados residentes en Aranjuez, sin Cabo, de la que se ocupaba uno de nosotros.

    La quincena en cuestión me tocó poco antes de licenciarme. De ella puedo contar la siguiente anécdota: un día en que me tocaba guardia, el Teniente que mandaba el Destacamento me andaba buscando las vueltas, sabe Dios por qué razón.  Me habían caído ya algunas broncas cuando, de repente, oí que me llamaba con desaforadas voces desde la puerta:

    - ¡Cabo de Guardia! ¡Cabo de Guardia!. 

    A la carrera acudí :

    - ¡ A la orden de Vd., mi Te...!

    No me dejó continuar. Bramando, me señaló una florecilla que el capullo del centinela había colocado amorosamente en la boca del fusil, al más puro estilo "hippy" propio de los años 70. Es normal, de los capullos siempre cabe esperar que salgan flores, pero aquella me cogió de sorpresa.

    La "capullada" de aquél fenómeno me costó unos días de arresto sin salir del Cuartel a partir de aquel día, lunes, que no fueron más porque al domingo siguiente un hijito del Oficial hacía la Primera Comunión y, con tal motivo, la víspera fueron levantados los correctivos impuestos hasta la fecha. (Por cierto, las fotos de tal evento familiar las hizo nuestro Cabo 1º; así, el Teniente en cuestión, que era algo roñoso, se ahorró el fotógrafo).

    Bueno, si me acuerdo de más historias ya os las iré contando. Un abrazo a todos vosotros, colegas del último escalón del mando militar junto con los Soldados de 1ª,  de

    Francisco.

     

  • Muy buenasa, hice la mili de cabo en Regimiento de Artilleria Santocildes de Astorga 86/3º

  • Estube destinado en el parque de mantenimiento de transmisiones del Pardo 3º92.

     

  • 8232493453?profile=RESIZE_930x

  • cabo en el Vizcaya   No 21 en Alcoy voluntario 62-64   y cabo en la legion francesa 65-73 me gustaria encontrar antiguos compañeros del Vizcaya y algun ex legionario de la Francesa  vivo el Alicante  saludos

  • Julio garcia alvaro : Hola amigos hice la mili de cabo en Valladolid , regimiento san quintín 32, Cia P.M. reemplazo  65 .

    Fuí cabo furrier , y tuve buenísimos compañeros ,pero sobre todos el cabo de cocina Ignacio Sanchez Varas que me gustaría mucho saber de EL.

    Un abrazo paro todos en estos momentos qué tanto lo necesitamos.

    • Buenas noches compañero...yo también fui el cabo Furriel de la 3a. Cía...en S.Quintín 32..(Valladolid)..

      2°/80....

  • Hola a todos, esta foto de unas maniobras en el 81, no recuerdo el sitio

    4395594050?profile=RESIZE_930x

    • gracias por poner tu foto torcida

  • Hace un mes, mas o menos, me reencontré con un antiguo compañero, tambien cabo de los tiempos de la mili.

    Donde estoy en la foto, en el entonces patio de armas del Cuartel de Huertas de Móstoles (Madrid) ahora es un parque.

    El reencuentro se hizo por medio de esta red social.

Esta respuesta fué eliminada.
Notificarme por email los nuevos comentarios –

Si hiciste la mili de Cabo unete a este grupo! 

Comentanos tus anécdotas, las guardias y sus relevos, encontrar dormidos a los soldados en las garitas, el servicio de cabo cuartel, el trato con los soldados y con los cabos 1º o sargentos, etc.

El grado de cabo ya se conocía en el imperio romano en que era el responsable de una fila o hilera. En los ejércitos actuales un soldado que haya superado un curso de formación  asciende al empleo de cabo siendo el responsable de una escuadra (4 soldados). 

3608069974?profile=RESIZE_710x

Reales Ordenanzas 1979 (https://www.boe.es/buscar/doc.php?id=BOE-A-1979-868)

Del Cabo.
Artículo sesenta y cinco.
El cabo, como jefe más inmediato del soldado o marinero, se hará querer y respetar de él; no le disimulará jamás las faltas de subordinación; le infundirá amor al servicio y mucha exactitud en el desempeño de sus obligaciones; será firme en el mando, graciable en lo que pueda y será comedido en su actitud y palabras aun cuando sancione o reprenda.

Artículo sesenta y seis.
Inculcará al soldado o marinero la disciplina y demás virtudes militares que desde su incorporación al servicio ha de apreciar y observar; le enseñará sus deberes y derechos, así como a vestir el uniforme con propiedad, conservar su equipo, cuidar las armas y conocer su unidad o buque.

Artículo sesenta y siete.
Cumplirá y hará cumplir las órdenes de sus jefes. Conocerá exactamente sus obligaciones específicas y las de sus subordinados, tanto las generales del servicio como las particulares del cometido que desempeñe.

Artículo sesenta y ocho.
Sintiéndose responsable de la importancia de su cometido deberá hacerse digno de la confianza de sus jefes en todo lo que se refiere al desempeño de sus funciones.

15 Miembros
Únete a este cuartel